WandaVision: La mezcla perfecta de comedia y acción – Reseña

Tras más de diez años de películas de acción llenas de personajes icónicos que hoy en día forman parte de.la cultura pop mundial, Marvel Studios’ decide explorar nuevos ámbitos creando su primera serie la cual fusionó lo mejor de dos mundos.

La serie se desarrolla después de los eventos de Avengers: Endgame (2019), en donde vemos a Wanda Maximoff y Visión viviendo una vida suburbana ideal en la ciudad de Westview (Nueva Jersey) mientras tratan de ocultar sus poderes. Pero a medida que comienzan a entrar en nuevas décadas y se encuentran con tropos televisivos, la pareja sospecha que las cosas no son lo que parecen.

Imagen cortesía de Disney

En un principio la serie era calificada como “Una carra de amor a la comedia estadounidense”, un título muy acertado tomando en cuenta que no sabíamos lo que nos esperaba en los últimos capítulos, una fusión inesperada y bien equilibrada de comedia con acción y un toque de suspenso equilibrado con los momentos que nos dejaban ver al final de cada capítulo… Bueno… Salvo por ese ‘Please Stand By’ que se convirtió en un villano más odiado que el mismísimo Thanos.

Manejan una cinematografía, montaje y vestuario diferente en prácticamente cada capítulo, exploran la historia de la comedia de Hollywood desde los 60’s con “El Show de Dick Van Dyke”, hasta “Modern Family” de los 200’s. Utilizando elementos importantes de cada serie para representar de una forma un tanto irónica lo que se hacía en cada programa. Tributos bien empleados que eran fáciles de ubicar con cada programa que presentaban.

Mucho se dijo sobre los cameos; que si Ultron, Doctor Strange, Mephisto y hasta el Quicksilver del MCU, pero ninguno fue real e incluso la verdadera referencia a un icono de Marvel pasó desapercibida por muchos, ya que al inicio del capítulo 7, “Abajo La Cuarta Pared”, vemos un easter egg que hace alusión a Stan Lee.

Imagen cortesía de Disney

En cuanto a los vestuarios pudimos ver referencias a los cómics, a mismas series que se homenajeaban e incluso a las películas del MCU, sin embargo lo que es más destacable fue el vestuario final de Wanda, ya que nos demostraron que no necesita un súper traje para ser toda una badass, basta con un pans y una sudadera para poder pelear, e incluso una micro-referencia a uno de los personajes que interpretaron sus hermanas en otra serie.

El principal detalle dentro de todo podemos considerar que fue el antagonista. Ya que de principio te dicen que podría ser alguien de Shield, pero también Mónica tiene su rencorsito guardado, o el director Tyler Hayward que quiere quedar como el héroe, pero a la mera hora es alguien que por lo menos yo no veía venir, alguien ajeno a muchas cosas pero que resulta que estuvo más presente de que pensábamos. Un hecho un tanto confuso ya que te hacen odiar a uno para que al final termine completamente en segundo plano y sin un final un tanto descente.

Como siempre Marvel Studios nos sorprende con los efectos que utilizan, dándole un realismo extremo a todo desde el principio (y eso que en los primeros capítulos utilizaron técnicas antiguas en base a cables) y aunque en su mayoría la serie se presenta como comedia, nunca dejan de lado los efectos de alta gama, manteniendo viva esa esencia que representa al estudio.

Lo que no queda del todo claro es que se señaló desde el inicio que esta era la introducción a ‘Doctor Strange In The Multiverse Of Madness’, pero nunca hacen alusión a Stephen u otro de los personajes de esa línea temporal, sin embargo, si se me siona algo que podríamos tomar como introducción, pero a ‘Captain Marvel’, incluso a una segunda temporada (que se supone que no está en planes dentro de Marvel).

Me hubiera gustado que Monica, Darcy y Jimmy hubieran tenido un poco más de participación dentro de la historia, pero al final son dejados de lado manteniendolos como personajes de relleno que prácticamente no importan dentro de la trama, son simplemente uno más del momento que habla un poco, a lo mejor colaboran un poco en la historia, y ya, no más.

Imagen cortesía de Disney

Elizabeth Olsen y Paul Bettany logran explotar esa increíble química que tienen juntos en cada una de sus escenas, transmitiendo esa sensación de compañerismo y cariño que se tienen mutuamente, desde el inicio, hasta el final, dejando claro que a pesar de que las acciones de Wanda no son buenas, tampoco significa que se la villana, sino alguien que sufre por la perdida de su pareja.

Evan Peters de principio llega como si fuera alguien regular dentro de la historia y termina olvidado y sin nada que hacer, simplemente se aclara de dónde salió y ya, no pelea ni nada, simple y sencillamente se aclara que si era humano y de dónde lo sacaron.

En conclusión: WandaVision es una carta de amor a la comedia estadounidense fusionada con la acción que representa Marvel, una historia concreta y entretenida que merece una segunda temporada.