Uncategorized

Fuego Adentro: Caín y Abel en el México contemporáneo

Fuego Adentro, la cinta más reciente del director Jesús Mario Lozano, cuenta la trágica historia de dos hermanos involucrados en el narcotráfico, cuya relación nos recuerda a Caín y Abel.

Fuego Adentro comienza como una pacífica contemplación de la vida de León, un hombre solitario en un pequeño poblado en las montañas. Durante los primeros 15 minutos, que pasan sin diálogo, seguimos su rutina y somos testigos de la manera en la que transcurre su vida. Lo vemos comprando frutas en el mercado, tallando tumbas en un cementerio, emborrachándose en una cantina y yéndose a dormir.

Esta pacífica monotonía se ve interrumpida de manera permanente por la llegada de su hermano menor, quien trae consigo una carta escrita por Martha, su amada, a quien espera en este lugar para después cruzar la frontera hacia los Estados Unidos. Sin embargo, el motivo por el que Andrés visita a su hermano no es únicamente entregarle esa carta, sino que tiene una tarea que cumplir si quiere salvar la vida de su madre.

La imagen muestra al actor mexicano Hugo Catalán en la película Fuego Adentro dirigida por Jesús Mario Lozano en una cantina bebiendo tequila.
Hugo Catalán como León en Fuego Adentro (2020) Fuente IMDB

La cinta del director Jesús Mario Lozano recrea la historia de Caín y Abel en el contexto del narco en México, buscando desafiar la percepción del bien y el mal de la audiencia, al introducirla en la vida de dos de sus miembros; cuyas acciones, terribles que son, están, sin embargo, impulsadas por el amor. No obstante, es importante aclarar que en ningún momento se hace una apología de la violencia, más bien, esto enfatiza el sentido de tragedia.

De hecho, uno de los rasgos más notables de la cinta es la casi nula muestra de violencia, pues, a excepción de una secuencia grabada en un matadero en la que se puede ver una terrible escena en la que se asesina a un cerdo, el resto de la violencia se narra o se hace implícita, pero no se muestra en pantalla. Además, dicha escena funciona, a su vez, como presagio del destino del protagonista.

Fuego Adentro (2020) se grabó en Cuetzalan, Puebla Fuente IMDB

Del mismo modo, otro aspecto digno de resaltar es la forma en la que Fuego Adentro estructura sus tres actos de manera que se reflejen entre sí. Cada uno muestra la rutina de León, lo que evidencia cómo la llegada de su hermano impacta su vida de manera irreversible. De esta manera, el director logra que la audiencia tome la perspectiva del personaje principal.

Por este motivo, el poblado en el que toma lugar la historia es también un actor importante en la cinta. El director retrata Cuetzalan, ubicado en el Estado de Puebla, como un lugar pacífico, que llena los silencios con los sonidos de su gente, sus aves, su viento, su laguna. Además, la manera en la que está filmado el escenario enfatiza la contrastante paz que ofrece a las vidas de los personajes.

Finalmente, el estilo de Lozano está aterrizado en la cotidianidad y la naturalidad, creando un realismo similar al de un filme documental, llamando más la atención a la cercanía de la problemática que trata. De este modo, Fuego Adentro es un relato ficticio de tragedia, violencia y traición encarnado en la realidad del México contemporáneo.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s